Por la seguridad y accesibilidad en La Montaña

Obras

Ayuntamiento y vecinos de La Montaña advierten al Cabildo de la extrema peligrosidad de un paso peatonal.

La Policía Local de Los Realejos constata en un informe las deficiencias de la vía en materia de seguridad y el mal estado de su señalización

“De extrema peligrosidad” califican el equipo de gobierno de Los Realejos y los vecinos del barrio de La Montaña el estado actual del paso peatonal situado en la carretera insular TF-333 a la altura del Club de Mayores Virgen del Pilar, colindante a uno de los accesos a la plaza del citado enclave realejero y con una elevada densidad de tráfico de vehículos y peatones. La Junta de Gobierno Local celebrada a inicios de septiembre tomó el acuerdo, a propuesta del alcalde Manuel Domínguez, de urgir al área de Carreteras del Cabildo de Tenerife a actuar de manera inmediata ante la gravedad del asunto.

Un reciente informe elaborado por la Policía Local del municipio constata el mal estado de conservación del tramo de la TF-333 a su paso por el núcleo urbano de La Montaña, dividido en dos partes precisamente por esta vía, poniendo de manifiesto la deficiente señalización del citado paso de peatones y agudizada a la vez su peligrosidad por el elevado número de personas que hacen uso del mismo cada día. En el citado entorno se sitúa un notable número de establecimientos comerciales.

“En un reciente encuentro con vecinos de la zona recogimos nuevamente la preocupación generalizada y especialmente manifestada por sus mayores, quienes nos dieron cuenta de los reclamos que han hecho a título particular de varios incidentes en este punto y de la inexistente respuesta por parte del Cabildo Insular a pesar de las peticiones reiteradas de los últimos años”, explica el alcalde.

Manuel Domínguez indica que desde el Ayuntamiento de Los Realejos se solicitó el pasado año informe al área insular de Carreteras para realizar, con fondos municipales y dentro del ‘Plan de Barrios’, un paso elevado en el citado lugar, “un informe que finalmente no dio el visto bueno a nuestra propuesta y en el que se señalaba la imposibilidad de realizar este paso elevado por parte del ayuntamiento, pero sin ofrecer una solución alternativa”.
“Pedimos encarecidamente de nuevo en nombre de los vecinos de La Montaña y de los usuarios de esta transitada vía que sea el titular de la carretera quien ejecute las mejoras pertinentes según los criterios que estimen oportunos, pero que lo hagan sin más dilación”, insiste el alcalde de Los Realejos.

Cabe recordar que desde el consistorio local se han realizado constantes peticiones, incluso en mandatos anteriores y con unanimidad del pleno, para solventar una cuestión de seguridad “que con el paso de los años se ha agravado y que representa una situación indeseable e insostenible para muchos de nuestros vecinos”, indica el concejal de zona, Juan Carlos Yanes.

Manuel Domínguez apela al sentido de responsabilidad de los dirigentes insulares en esta materia “quienes han mostrado siempre buena disposición al diálogo, con quienes hemos alcanzado buenos acuerdos para el municipio y que agradecemos, como los recientes anuncios de asfaltados para finales de este año de la carretera de El Castillo a La Higuerita, la vía entre los barrios de Palo Blanco y La Ferruja y más recientemente la carretera de La Cabezada en Icod el Alto”.