En Los Realejos, ‘Como debe ser’

Cultura Fiestas General

Los Realejos logra la creación de una comisión insular de indumentaria tradicional por parte del Cabildo

El gobierno local solicitó mediante acuerdo plenario de junio de 2016 pedir una comisión de expertos para velar por la conservación de estas vestimentas

La concejala de Cultura y Fiestas, Isabel Socorro, ha manifestado su “satisfacción al comprobar cómo el área de Empleo, Comercio, Industria y Desarrollo Socioeconómico del Cabildo de Tenerife ha tenido a bien la creación de una comisión insular de expertos para velar por la conservación, el cuidado y el respeto en el uso de la vestimenta tradicional o típica de las islas, tal cual le solicitamos desde el Ayuntamiento de Los Realejos en junio del pasado año”.

Isabel Socorro se refiere a la moción de la cual fue proponente, instando tanto al Cabildo de Tenerife como al Gobierno de Canarias al cuidado del uso de la vestimenta tradicional o típica en la línea marcada por el propio Ayuntamiento con su campaña de los cinco últimos años ‘Como debe ser’, con la que ha promovido esta acción a nivel local durante las Fiestas de Mayo de la localidad. Este punto se saldó con un acuerdo plenario por unanimidad de todos los grupos políticos con representación en el consistorio realejero.

Explica la concejala que “se dirigió carta a ambas instituciones, no recibiendo por lo pronto respuesta del Gobierno de Canarias, que creemos que debería abanderar este tipo de iniciativas”. Insiste en que “es una buena noticia que el Cabildo haya asumido esta medida, aunque sí es verdad que nos hubiera gustado formar parte de esa comisión, habiendo sido proponentes, con la presencia al menos de algún técnico municipal, pudiendo dejar constancia de la experiencia que en esta materia ha desarrollado el municipio de Los Realejos”.

En este sentido, detalla Isabel Socorro, que “durante el último lustro, desde el Ayuntamiento de Los Realejos hemos puesto todos los medios a nuestro alcance para avanzar en la lucha por la defensa de nuestras tradiciones, especialmente en este apartado de la indumentaria, y lo hemos hecho con campañas publicitarias en prensa, radio, televisión, redes sociales, cartelería y soportes urbanos, con charlas informativas y de divulgación sobre este ámbito en entornos sociales y educativos, con el especial cuidado en la vestimenta de nuestras romeras y candidatas y con la presencia de grupos del municipio y de todas las islas correctamente ataviados durante nuestras Fiestas de Mayo”.

Las fiestas populares y romerías de las islas suponen un referente en el reencuentro con las tradiciones, que en materia de vestimenta de algunos de los participantes en las celebraciones ha llegado a desvirtuarse”, lamenta Isabel Socorro. “Las medidas han de ir incluso más allá, haciendo incluso control de calidad y rigor en la indumentaria que se vende como típica o tradicional en el tejido comercial, tanto en grandes superficies, como en establecimientos locales, declara.

La concejala realejera apela a la historia de este tipo de prendas, “que generalmente cubrían el cuerpo en la realización de las labores del campo para evitar quemarse con el sol, encontrándonos hoy en día con un dislate de vestimenta que en las féminas se ejemplifica con blusas al modo de taberneras, prácticamente sin mangas ni cuello, una burda imitación de enaguas, calzado totalmente anacrónico como puede ser el deportivo, etc.”.

En cuanto a los trajes masculinos, hay casos en que incorporan un escudo como si de la vestimenta de un cuerpo policial se tratara, lo que se suma a otros despropósitos que atentan directamente no sólo a la historia canaria, sino al trabajo realizado por investigadores, grupos folclóricos y personas que año tras año han recopilado, estudiado y difundido el buen uso de la vestimenta tanto tradicional como típica en libros, conferencias, artículos o a través de campañas divulgativas”, añade.

Hemos asistido en estos años a la incorporación de otros municipios, tanto de Tenerife como de otras de las islas, a la toma de este tipo de medidas de promoción, de concienciación y correctoras de aquellas prácticas poco deseables de quienes no han entendido que unas fiestas tradicionales requieren de un especial respeto por nuestros usos y costumbres, y es que ante tan distintivo aspecto etnográfico de nuestro archipiélago, hemos de remar todos a una”, destaca el alcalde accidental de Los Realejos, Adolfo González.

Según el edil realejero, “ahora aguardamos por parte del Cabildo de Tenerife la materialización de esta declaración de intenciones, que no se quede sólo en crear una comisión para la galería, sino que haya un impulso de acciones reales, que impliquen además la descentralización de medidas y campañas en todos y cada uno de los municipios de la isla, puesto que hasta el momento su apoyo a Los Realejos ha sido nulo”.

A modo de ejemplo, Adolfo González declara que “en las pasadas Fiestas de Mayo el Ayuntamiento de Los Realejos solicitó al Cabildo de Tenerife su colaboración en una muestra de indumentaria tradicional de mujer en la Casa Municipal de la Cultura, obteniendo el lamentable resultado al término de la misma de que nos endosaran una factura con la que debíamos abonarles desde las arcas municipales el alquiler de los maniquís de la exposición”.

Algunas de las medidas planteadas desde Los Realejos son las siguientes:

  • Establecer un control sobre la venta de vestimenta tradicional en los establecimientos mayoristas o minoristas de la isla.

  • Contribuir a la protección, conservación y mejor conocimiento de tipos de vestimenta (tradicional o típica) de Canarias por la población.

  • Colaborar con las instituciones docentes y especialmente con las dos universidades canarias en la realización de ensayos, tesis, trabajos de fin de grado y otros de carácter académico sobre las variedades y usos de la vestimenta tradicional.

  • Organizar seminarios y cursos en los municipios de la isla dirigidos a los centros infantiles, colegios, centros de secundaria y centros de estudios superiores sobre la forma adecuada de llevar la vestimenta en actos festivos (Romerías, Día de Canarias, Bailes de Magos, etc).

  • Con estas medidas, seguir apoyando y apostando por el valioso tejido empresarial artesanal canario.

  • Instar tanto a Gobierno de Canarias y Cabildo de Tenerife a cuidar con las medidas anteriormente expuestas y cuantas más quiera establecer esa Institución para el cuidado de las vestimentas tradicionales y típicas canarias.