Subvenciones a través de semillas para cultivo

Desarrollo Rural

Por primera vez el Ayuntamiento compra semillas para agricultores desempleados del municipio

La Concejalía de Desarrollo Rural destina 10.000 euros para estas subvenciones que pueden ser solicitadas hasta el próximo 13 de febrero

El Boletín Oficial de la Provincia de este lunes 26 de enero recoge la primera convocatoria y sus correspondientes bases para la concesión de ayudas a la siembra de variedades locales destinadas a desempleados del municipio, una iniciativa impulsada por el equipo de gobierno realejero, que contempla para ello una partida de 10.000 euros. El Ayuntamiento será el encargado de la compra de semillas y su entrega a los vecinos que resulten beneficiarios, ya sean propietarios o arrendatarios de terrenos rústicos de protección agraria.

El plazo de solicitudes queda abierto este martes 27 de enero hasta el próximo 13 de febrero, ambos inclusive, pudiendo presentarse las mismas a través del PIAC del Ayuntamiento de Los Realejos, bien en las propias dependencias del consistorio o en las oficinas auxiliares de los bajos de la plaza de San Agustín o en la Tenencia de Alcaldía de Icod el Alto.

Según el alcalde de Los Realejos, Manuel Domínguez, “la iniciativa persigue varios objetivos, como ofrecer facilidades a incipientes agricultores que pueden encontrar en esta actividad su medio de vida, la recuperación de tierras y que no se pierdan cultivos propios de la comarca y que de uno u otro modo ayudan a preservar los usos y costumbres de la zona, así como su paisaje rural”.

Explica el concejal de Desarrollo Rural, Domingo García, que “las ayudas se materializarán a través de la entrega de semillas o árboles, en su caso, pero nunca a través de la entrega de dinero en efectivo”. Añade el representante municipal que “las papas bonitas y de casta, variedades de cereales como trigo barbilla, centeno y avena, o frutales como aguacateros, naranjeros, limoneros, cirueleros y manzaneros son las especies que se pondrán a disposición de los agricultores para su cultivo”.

Expone Domingo García que “los diversos y frecuentes encuentros que mantenemos con los agricultores del municipio nos han permitido conocer de cerca la realidad del sector y el alto coste que para muchos de ellos supone acceder a la materia prima como pueden ser las semillas, por lo que hemos estimado que con esta ayuda municipal se puede dar ese último empujón que necesitan para poner en marcha su actividad y confiar en las bondades de la tierra y la meteorología para sacar una producción provechosa”.