Petición municipal para barranco de La Carrera

Obras

Ayuntamiento y vecinos de La Carrera urgen al Cabildo una respuesta por la situación del barranco.

Se ha solicitado la retirada de una caseta que se encuentra en pleno cauce además de pedir un estudio para posible aprovechamiento de agua
Tras celebración de Junta de Gobierno Local de Los Realejos, el alcalde, Manuel Domínguez, ha solicitado al Cabildo de Tenerife, y en concreto a su Consejo Insular de Aguas (CIATF), una respuesta inmediata ante la petición de retirada de una caseta que alberga un pozo y que se ubica en pleno cauce del barranco de Palo Blanco a su paso por La Carrera, una preocupación manifestada por los vecinos del barrio durante estos últimos años y que no ha tenido resolución hasta esta fecha por los responsables insulares.
El Ayuntamiento ha pedido además al CIAFT la autorización para realizar una serie de catas y valorar la posibilidad de que se pueda aprovechar y reutilizar el agua de la zona. Recuerda el alcalde que “en su momento se pidió tanto la retirada de la caseta como una leve modificación del cauce que suponía un ensanchamiento, accediendo el Consejo Insular de Aguas a esta última petición, pero aún no a la primera”.
“Entendemos que ya es hora de que todos nosotros sepamos a qué nos atenemos con esta cuestión que nos preocupa muchísimo”, declara Manuel Domínguez, “ya que desde el Ayuntamiento hemos hecho todos los trámites y requerido toda la información posible y en los plazos que nos han pedido y los vecinos, ajenos al procedimiento administrativo, quieren una respuesta que únicamente puede dar el Cabildo”.
Indica el edil que “ya desde agosto de 2011, y junto al concejal de Urbanismo, Francisco González, recibimos al consejero responsable del área de aguas, Jesús Morales, y a su equipo de técnicos insulares, desplazándonos hasta el propio barranco y valorando estas actuaciones que más de dos años y medio después aún no han sido realizadas por completo”.
Según recalca el alcalde de Los Realejos, “los vecinos de La Carrera, que ya han sufrido algunos problemas de inundaciones y escorrentías en días de fuertes lluvias, temen que la presencia de esta caseta en medio del cauce barranco haga peligrar el correcto transcurso de las aguas, produciéndose tapones y derivaciones las mismas con mucha fuerza hacia zonas aledañas”.
Explica Manuel Domínguez que “la referida caseta alberga un pozo, que en caso de retirada de la misma habría que tapiar, pero todo ello requiere de la autorización del ente insular, además de ese estudio para la posible recuperación de las aguas que venimos solicitando desde el área de Servicios Territoriales, que dirige el concejal Domingo García”.

“Esperamos que con esta petición formal y por escrito se consiga al fin dar solución a un asunto que requiere de celeridad por la propia seguridad de los vecinos y por el aprovechamiento que se pueda dar al agua con el consiguiente ahorro para las arcas municipales”, agrega Domingo García.